Nov 062007
 

Chile, con Salas y Bravo como figuras, se trae un empate del Centenario

Domingo 18 de Noviembre de 2007

MONTEVIDEO.- Chile dio el primer zarpazo en terreno ajeno. Chile rescató el primer resultado positivo de visita en el largo camino hacia Sudáfrica, y lo hizo en un estadio inexpugnable, donde siempre había caído derrotado en duelos por clasificatorias mundialistas. La “Roja” se llevó un empate 2-2 desde Uruguay, y bien pudo ser el triunfo.

Porque Chile vencía 2-1 hasta el minuto 80′, pasando malos momentos eso sí, pero se llevaba una victoria que hacía delirar al puñado de hinchas nacionales que acompañó a la “Roja”. Pero un acierto de Abreu en el corazón del área cerró la cuenta y dejó un sabor un poco amargo en la boca de Marcelo Bielsa y los suyos.

¿Era justo el 2-1 a favor de Chile? Sí, pero hay que remontarse a los primeros 69 minutos para explicar la ventaja parcial. Era un partido para ganarlo hasta ese momento, pero luego los uruguayos hicieron “justicia” y volcaron el trámite y el marcador.

Las grietas chilenas estuvieron atrás porque se echó de menos a Iturra en el medio. En la primera media hora y en los últimos 15 minutos. El volante de la U domina mucho mejor el puesto que Vidal, y Álvarez con Jara tuvieron problemas por las orillas.

Pero en esos momentos -y en otros que algunos no se imaginaban por el dominio que ejercía el equipo de Bielsa- surgió la presencia de Claudio Bravo. El portero fue la última valla casi inexpugnable para los uruguayos, con reflejos para tapar los envíos y personalidad para achicar en los mano a mano.

Luego el transitar del balón casi siempre pasó por los pies de Fernández, quien hizo jugar en la medida que pudo superar la pegajosa marca uruguaya. Y se llega hasta Salas, el otro punto alto de la selección nacional.

Si bien no estuvo muy activo en el juego colectivo, apareció en el 1-1 con una palomita y luego no titubeó al concretar la falta penal que Lugano le hizo a Fernández.

Uno evitó los goles y el otro los marcó. Pero esos 10 últimos minutos le penarán a Bielsa y a Chile. Los de Tabárez presionaron y presionaro, debordaron por las orillas a la “Roja” y llegaron a la paridad.

¿Un punto de oro o un triunfo que se escapó? Si se analiza con los ojos -y las atajadas- de Bravo, Chile se trajo un resultado importante; y si se ve con los zapatos de Salas puestos en los pies, bien se pudo haber controlado mejor la ventaja.

Pero ya es pasado. Se cortó una racha negativa en el Centenario, y desde luego que eso da ánimo y refuerza el poyecto. ¡Qué pase Paraguay!

 Posted by at 2:49 pm

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(required)

(required)